sábado, enero 27, 2007

Nintendo y yo Episodio III: Juegos del futuro pasado.

Justo se había acabado la navidad, yo estaba con dinero contante y sonante y me urgía gastarlo en algo provechoso, un juego para la DS, y la elección fácil seria el Brain Training pero si solo vale 25 euros… aunque claro 2 juegos serían excesivos (60-70 euros) así que entra en marcha el plan MEDIO-HERMANA (es decir comprar algo a medias con tu hermana, para disfrutarlo tú más) y el Brain Training era fácil de cuadrar en ese plan.
EXCELENTE

La parte difícil era encontrar el juego en si, pues parece que andaba más agotado que una Wii en navidad (veis, es un post de nintendo así que pongo cosas de nintendo) pero eso no me iba a detener, no a mi que batallé en las llanuras de Hyrule, que visité los 8 mundos del Reino Champiñón, que acabé con los despiadados androides del Dr Willie y un largo etc… Comencé mi búsqueda en el England Cut, donde casi se ríen de mi, multitud de juegos interesantes pero no hay B.T., Pues a la hoguera con ellos. A continuación busqué por todas las tiendas que pusiesen tener algo parecido a videojuegos, móviles, electrodomésticos, animales, charcuterías… Y en ninguna hallé lo que buscaba, y la última etapa del viaje se mostraba ante mí, Los Prados donde está la única tienda de videojuegos de esta ciudad ("Benemérita · Invicta · Heroica · Buena · Muy noble · Muy leal") Tras encargarme de los numerosos guajetos que me salían al paso, conseguí alcanzar la tienda y comprobé que efectivamente, no lo tenían (desgraciados!). Allí me compre el Meteos (los puzzles molan muchachos) por solo 20 eurillos y abandoné mi búsqueda notablemente defraudado.

Desde entonces los autobuses tardan en llegar poco o muy poco.

Estaba ya a punto de abandonar cuando vi a un chiquillo de 10 años no más jugando en un expositor al Double Dragon 2 de la NES, y eso me llenó de satisfacción, un niño rodeado de Playestaisions y Equisboxes y el cascándole a unos macarras en un juego de la NES no pude evitar acercarme y demostrarle mis conocimientos de tan ilustre juego (las patadas voladoras mancan más, los dos botones en salto hace el ataque especial…)

Un claro ejemplo de juego no machista, le cascas tanto a tíos como a tías.

Así que con la moral alta de nuevo me percaté que se me había pasado por alto el Roquefort (El Carrefur según la abuela de Tamara), después de todo ¿quien va a comprar videojuegos en el carrefur si tienes un centros mail encima? pues nadie claro!! Y así fue como encontré el Brain Training y ahora mi edad cerebral es de 27 años… (antes era de 74).

Ya estamos riñendo otra vez... ROJO! AZUL!

(Atención, los sucesos narrados en este post están ambientados años en el futuro respecto a los post anteriores, pero esto pasó hace unas semanas ya)

Al final el rebelde fue capturado

2 comentarios:

Nico dijo...

jaja dices que el jump sperstars no salio pero yo lo tengoy vayacomo mola

Dr Jarko Malone dijo...

a maldito!! lo compraste o lo bajaste? o qué!! lo necesito para ayer